Sucupira

Detalles Generales

Madera de Sucupira

La madera de sucupira se encuentra en zonas tropicales de Sudamérica, y se podría decir que es una madera de grandes cualidades, al nivel de la madera de teca o de  ipé.

Es ideal para clientes que busquen una madera resistente y que pueda destinarse tanto a exterior como a interior.


Procedencia:


Características y Usos:

Su principal cualidad es la durabilidad, siendo muy resistente a insectos, hongos y humedad, y muy dura frente a golpes. Se puede utilizar tanto para tarimas macizas como para tarimas de exterior, siendo también utilizada en parquets flotantes de madera e incluso imitada por suelos laminados ya que es una madera de extraordinaria belleza y variedad de tonos.

la madera de sucupira está clasificada con una buena resistencia frente a la acción de los hongos y de los insectos, con muy buena resistencia a las termitas atacable por los xilófagos marinos.Por sus cualidades y propiedades físico-mecánicas altas, puede ser utilizada para vigas,  muebles, chapas decorativas, piezas torneadas, suelos de interior y exteior, traviesas, etc.

Información Técnica

Denominación:

Científica: Diplotropis purpurea Amsh.
Española: Sucupira


Descripción de la madera:

• Albura: Blanco grisáceo a blanco amarillento
• Duramen: Pardo oscuro a pardo rojizo.
• Fibra: Recta, con frecuencia entrelazada.
• Grano: Medio


Propiedades físicas y mecánicas:

• Densidad aparente al 12% de humedad 0,91 kg/m3 . Madera muy pesada
• Estabilidad dimensional
– Coeficiente de contracción volumétrico 0,44 % madera de estable a nerviosa
– Relación entre contracciones 1,5% sin tendencia a atejar
• Dureza (Chaláis-Meudon) 8,3 madera muy dura
• Resistencia a fl exión estática 1.400 kg/cm3
• Módulo de elasticidad 180.000 kg/cm3
• Resistencia a la compresión 850 kg/cm3


Durabilidad e Impregnabilidad:

• Durable
• Duramen: No impregnable
• Albura: Medianamente impregnable


Mecanización:

• Aserrado: Sin más problemas que su dureza y los de su cierta abrasividad
• Secado: Medio a lento. Riesgos ligeros de deformaciones y fendas.
• Cepillado: Difícil por su dureza, abrasividad y por el riesgo de repelo en piezas con fibra entrelazada. Conviene realizar la mecanización muy lentamente.
• Encolado: Los taninos difi cultan una buena adherencia.
• Clavado y atornillado: Por su dureza, conviene realizar pretaladros.

Solictar Información

Formulario Contacto Madera de Sucupira

  • 4 + 8 =

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies